domingo, 22 de marzo de 2015

La Bondad.

Bondad.
Como todo creyente, una de las preguntas que nos hacemos es ¿Como agradar a Dios?, todo es tan sencillo, porque solo una cosa podemos ser para hacer mil cosas y eso es: Ser bondadosos con nuestros semejantes, no hay que ser arrogantes, ni perversos, siempre hay que dar y repartir bondad en donde quiera que estemos, nuestra buenas obras y nuestras buenas acciones siempre hablan por nosotros, y de esa manera Dios siempre está con nosotros, por medio de nuestras acciones es que Dios trabaja, nosotros somos el instrumento de Dios para sus milagros, para que otros crean que si existe, Dios no vendrá a dar directamente la ayuda que se necesita, o a quien la necesite, El por medio de cada uno de nosotros hará el milagro.

Debemos hacer todo el bien que esté en nuestras manos, en cualquier forma y en cualquier lugar y con quien se pueda, un familiar, un desconocido, un animal, una planta, esa es la consigna, ser bondadosos con nuestros semejantes, amar a nuestros semejantes, y si amamos podemos dar bondad.

2 comentarios:

  1. Es la bondad la dulzura de quien agita la rama para sentirse mejor, el árbol guarda silencio, hasta su raíz llegó.
    La sombra del árbol cobija ternura y el hombre sopesa, amor o dulzura.
    Quien mueve las ramas de su corazón alienta a la vida en su libertad, amar es querer, vivir es bondad.

    ResponderEliminar
  2. Es la bondad la dulzura de quien agita la rama para sentirse mejor, el árbol guarda silencio, hasta su raíz llegó.
    La sombra del árbol cobija ternura y el hombre sopesa, amor o dulzura.
    Quien mueve las ramas de su corazón alienta a la vida en su libertad, amar es querer, vivir es bondad.

    ResponderEliminar